CRÓNICA DEL VI TORNEO INTERNACIONAL DE SANTIAGO DE CALI (COLOMBIA)


Del 19 al 22 de diciembre de 2002 se desarrolló, en la bonita Ciudad de Santiago de Cali (Colombia), el VI Torneo Internacional de Ajedrez. Jugar un torneo tan lejos de mi "entorno ajedrecístico habitual" no deja de ser una experiencia curiosa y agradable. Para aquellos que no tengan antecedentes sobre el torneo en cuestión, les informo de que, a pesar de su relativamente corta existencia, el Torneo de Cali es uno de los más importantes en latinoamérica. Gracias a la entusiasta labor de D. Alfonso Naranjo -organizador principal del evento y verdadera "alma mater" del ajedrez caleño- dicho torneo ha contado a lo largo de su historia con la participación de importantes jugadores. Por aquí han pasado, por ejemplo, los más importantes jugadores cubanos y otros destacados maestros como el GM alemán Lutz. Sin duda, la delicada situación económica por la que atraviesa Colombia ha influido en el torneo y, desafortunadamente, la organización no ha podido igualar la cantidad de premios de otras ediciones, pero D. Alfonso me aseguró que, de cara a las próximas ediciones, se piensa relanzar el torneo y que, probablemente, aumentarán los premios y las condiciones. A pesar de todo, los premios de la presente edición fueron más que dignos (1.200 € el primer premio en el grupo de élite, premios hasta el 15º).


Conviene informar, además, que poco después del torneo empieza la Feria de Cali (del 25 al 30 de diciembre) conocida mundialmente por ser el centro neurálgico y la apoteosis de la fiesta y de la "Salsa" y, como todos los latinoamericanos reconocen, por la belleza de las caleñas -doy fe de que la fama es más que merecida-. Si a ello le unimos el magnífico clima (unos 25 º todo el año) y la extraordinaria amabilidad de sus gentes, no me queda más que aconsejar la visita turística a este entrañable lugar y, de paso, animar a los amigos ajedrecistas para que acudan a jugar este torneo. Ya sé que existen numerosas informaciones sobre la inseguridad en Colombia y el peligro de viajar a este país, pero por mi experiencia personal aseguro que si uno sabe cómo y por dónde desenvolverse no existe más riesgo que en cualquier ciudad española. En este sentido, la organización y los jugadores participantes se vuelcan con los visitantes -lo digo por experiencia propia- y, con sus indicaciones y atenciones, uno está muy bien cuidado.


La primera diferencia que observé respecto de los torneos españoles es que el torneo estaba dividido en cinco grupos: élite, B, C, D y "peoncito". Cada uno de ellos se conformaba en función del rating de los jugadores salvo el "peoncito" que se dirigía a los jugadores menores de 14 años. En España habitualmente se suele jugar un grupo y solo se establecen clasificaciones por rating para la asignación de premios. Aquí, en cambio, cada categoría tenía una importante dotación en premios mayor que en España para los subgrupos por tramos de elo. Particularmente me sorprendió que en el grupo de menores de 14 años hubiera quince premios, el primero de los cuales estaba dotado con unos 300 € lo que, en Colombia, es mucho dinero. Según me explicaron la idea es evitar que los niños se desanimen perdiendo una partida tras otra al jugar con los "senior". Y debo reconocer que el tema funciona pues jugaron el torneo ¡unos 85 niños! y, como me dijo D. Alfonso, el torneo peoncito "se financia solo a través de las inscripciones". Todo ello hace que Cali tenga una inmensa y creciente cantera de jugadores que, a buen seguro, en un futuro no muy lejano dará que hablar. Además, este sistema es especialmente bueno para los jugadores con mi perfil -¡que somos muchos!- con un rating fide relativamente bajo, pues nuestra inclusión en el grupo élite permite jugar un torneo bastante fuerte y con partidas más duras.


El torneo se jugó a 8 rondas, a razón de dos partidas diarias. La primera jornada fue ciertamente accidentada y empezó con un considerable retraso. Al parecer el autocar en el que venían los jugadores de Bogotá sufrió algún contratiempo. La solución fue acortar el tiempo de reflexión de las partidas de las dos primeras rondas (jugándose la primera a finish en 1 h. y la segunda a finish en 1 h. 15'). Uno se imagina qué hubiera sucedido en España en una situación similar y las quejas que hubiera debido afrontar la organización en un caso así.... y sin embargo nadie se quejó. Me sorprendió positivamente. Probablemente la gente, y sobre todo los profesionales colombianos, son más conscientes de la tremenda dificultad de organizar un torneo de estas características en ese país y son más condescendientes en estas cosas. En cambio aquí se hubiera reunido una comisión de jugadores "profesionales" y se hubiera redactado un sesudo y mordaz manifiesto -porteriormente enviado a alguna publicación ajedrecística- poniendo a parir al organizador de turno. Son esos mismos "profesionales" que luego pactan tablas entre ellos sin jugar en doce jugadas... pero eso daría para toda una novela y no es el objeto de la presente crónica.


En cuanto al torneo en sí, cabe destacar la extraordinaria combatividad en todas las partidas. Por poner un ejemplo, en la cuarta ronda vi jugar hasta la extenuación al MI Jaime Cuartas hasta ganar al MI Carlos Cuartas (salvo error por mi parte el segundo es padre del primero). El ganador del torneo fue un viejo conocido de la afición española, el MI Oscar Castro. Puedo decir que sigue en gran forma y que continúa amando al ajedrez sobre todas las cosas. Es una delicia ver cómo analiza con todo el mundo constantemente antes y después de las partidas y observar con qué ilusión juega a pesar de llevar tantos años como profesional. En el plano personal simplemente decir que perdí algunas oportunidades en varias partidas y que me perjudicó mucho el ritmo de juego (2 h. a finish), solamente la recuperación en las rondas finales me salvó del ridículo.


La clasificación final del torneo élite fue:

1o. MI Oscar Castro 2365 Col 6.5 puntos
2o. MI Mauricio Uribe 2364 Col 6
3o. MI Dario Alzate 2432 Col 5.5
4o. Nelson Gamboa 2363 Col 5.5
5o. Wilson Palencia 2324 Ven 5.5
6o. Gonzalo Jaramillo 2292 Col 5.5
7o. Norberto Carvajal 2302 Col 5.5
8o. MI Jaime Cuartas 2435 Col 5.5
9o. MI Emilio Pupo 2354 Cub 5
10o. Santiago Velasco 2273 Col 5
11o. Miguel Mosquera 2384 Col 5
12o. Martha Isabel mateus 2235 Col 5
Hasta 43 jugadores.


PEPO VIÑAS

 

 

  


 

1